domingo, 10 de agosto de 2008

Si lo hubiera sabido - habría ido con el Kit

A mi se me amontonan los días aquí, más por todo lo que me esta pasando que por lo que sudo....y mira que el calor no remite!

El viernes me toco día de reencuentros con personas, ya me había reencontrado yo conmigo misma (suele ser bien fácil)...bueno en serio...había dedicado días atrás a visitar lugares con algún significado especial para mí. Pero con las personas aún no había quedado con alguien del año pasado.

El año pasado en Japón hice muchas cosas y entre las más típicas que puede hacer un extranjero me busqué clases particulares de español. Así que aún habiendo pasado tanto tiempo...un par de cartas y algún regalo por navidad habíamos mantenido el contacto.

Así que el viernes me presenté a las 15 en Hon-Atsugi y ahí estaba esperándome mi amiga y alumna Kaoru. Todo lo siguiente transcurrió de la forma más increíble posible.

Estaba metida en un taxi camino del hotel Loisir hotel atsugi, allí tomamos un café mientras nos entregábamos los respectivos regalos. Luego una cena muy muy muy muy japonesa, y digo muy porque además del lugar y ambiente la cena era lo más selecto japonés....hiper sano....de una forma que ni se lo que comí y que aunque no soy muy especial con la comida...una vez tuve que tragar todo pa dentro porque ni el sabor ni la sensación en la boca era agradable...en fin en ocasiones mejor no saber ni recordar.

Entre ambas nos bebimos una botella de sake...y aun creo que yo bebí más porque no hacía más que rellenar y como no pusieron agua para la cena...yo había cosas que había que empujar con un buen trago...pa que voy a describir si creo que os hacéis una idea de mi estado al final de la jornada.

Momento de película cuando después de insistir por activa y pasiva me entrega una llave para pasar la noche en el hotel.....EEEEEEEEEEEEeeeeehhh! IM-PRESIONANTE

Así que sin saber casi como desde las 15 había terminado en una habitación de ese hotel...No daba crédito a toda la hospitalidad! Así que 20:30 recuerdo estar viendo la inauguración de los juegos olímpicos, después de una buena ducha, vestida típicamente japonesa.

A la mañana siguiente después de un buffet desayuno (que cuando ponen tanto comida a mi siempre me entra un estrés por probarlo todo) Me dirigí hacia la salida y me la encuentro que se había acercado para llevarme a la estación.

Uuuuufff! En la estación hice tantas reverencias hasta que se perdieron en la vista y entre un musical y la peli de Mary Poppy me fui a mi casa pensando que aquel había sido sin comparación mí mejor fin de semana de un porrón de años atrás.

3 comentarios:

flamio dijo...

Tienes razón en lo de la comida, ya lo he vivido. Pero lo del hotel si que es exótico, no creo que eso se haga por cualquiera, así que supongo que algo habrás hecho bien.

Nihoneymoon dijo...

Qué chulo, lo mejor la referencia al hotel, esas cosas molan, lo de poner enlaces a las páginas japonesas para poner en situación lo que cuentas. Me alegro que te vayas encontrando con tus antiguos conocidos.

Txaritxu dijo...

>>flamio
Pues supongo que si...aunque enseñar español no creo que fuera y no por ganas mías ni de ella sino por el talento que tengo.

>>nihoneymoon
Jo hice hasta un video y fotos con el móvil pero aun tengo un problemilla técnico para descargarlas en el ordenata. XD Hice un video de 13 segundos con todo mi euforia y sake en vena...así que aunque es corto no tiene desperdicio XD